La creciente importancia de la gestión inteligente en la recogida de residuos urbanos

Posted by aclimaadmin | abril 12, 2018 | Blog Aclima

Cada vez estamos más inmersos en el paradigma de la economía circular, según el cual el reciclado, la reutilización y la reparación de productos son fundamentos en los que basar un nuevo modelo de desarrollo más respetuoso con el medio ambiente, donde prime la lógica frente al consumismo irresponsable. Dentro de estas premisas cobra cada día mayor vigencia la aplicación de innovaciones tecnológicas y procesos automatizados basados en una gestión inteligente en la recogida de los residuos en nuestras ciudades

 

 

 

Se calcula que los núcleos urbanos son responsables del 50% de los desechos globales que se generan y causantes del 60 al 80% de los gases de efecto invernadero. Como podemos comprobar, mejorar la gestión de los residuos en las ciudades es un asunto absolutamente prioritario. Un aspecto de la gestión de residuos en la que se está trabajando y automatizando es en su recogida.

El concepto de Smart city o ciudad inteligente está en boca de todos hoy en día, pero la verdad es que se requiere un mayor impulso para aplicar este modelo a nuestras ciudades. Necesitamos priorizar la sostenibilidad en nuestra vida social, y ciudades que empleen sus infraestructuras, innovaciones tecnológicas y el esfuerzo de sus ciudadanos para disminuir el consumo energético y reducir las emisiones de CO2 constituirían un entorno ideal. Sin embargo, debemos admitir que su implantación progresiva supondrá un reto y que aún quedan muchos pasos que dar en este sentido.

En el asunto que nos ocupa, la realidad nos dice que los sistemas de recogida y transporte de residuos mediante procedimientos neumáticos, suponen solamente el 1% a nivel mundial con respecto a los sistemas de recogida de residuos mediante camiones recolectores. Por lo tanto, para adecuar medidas prácticas en la gestión inteligente de residuos hemos de tomar en cuenta dicho hecho.

Iniciativas de gestión inteligente en la recogida de residuos urbanos

Paulatinamente van surgiendo diversos ejemplos prácticos de la aplicación de las nuevas tecnologías a la mejora de la de la recogida de los residuos de las ciudades. Básicamente se trata de implantar sensores y otros sistemas de recogida de datos en tiempo real para, de esta manera, permitir que las rutas y horas de recogida de los residuos se adecúen a esa información. De esta manera puede conseguirse una optimización de los recursos disponibles, descongestionar el tráfico urbano (al hacer los vehículos de recogida trayectos fuera de las horas de más tráfico), fomentar la comodidad de los ciudadanos etc.

The Circular Lab iniciativa sobre economía circular de Ecoembes , ha diseñado una plataforma de gestión inteligente de residuos denominada Smart Waste. Esta solución tecnológica permite centralizar los datos obtenidos desde distintas fuentes como sensores, redes sociales, encuestas, censos y satélites, y convertirlos en información con la que optimizar el sistema de recogida de residuos.

Actualmente se están realizando pruebas piloto en cuatro ciudades españolas y antes del verano se espera recoger los datos necesarios para juzgar su funcionamiento y valorar sus posibilidades de futuro.

BCN Smart city. Se trata de un proyecto implantado en Barcelona, que cuenta con una red de soluciones inteligentes, entre ellas una red de contenedores con sistemas inalámbricos que indican a los responsables cuando han superado el 80% de su capacidad y necesitan vaciarse.

Proyecto Life Ewas. Es una experiencia piloto de la UE probada en Sevilla y la ciudad griega de Chania. El sistema de recogida inteligente implantado se denomina eGarbage y recoge información en tiempo real por medio de sensores de lo llenos que están los contenedores. De esta manera, la recogida puede planearse más eficientemente.

La Diputación de Bizkaia también ha dado pasos en este sentido. Entre abril y octubre de 2017 se llevó a cabo en Gorliz una prueba piloto en la que se implantó un sistema de monitorización de contenedores amarillos. Tras sus buenos resultados, se ha decidido extenderla a las localidades de Ea, Etxebarria, Lanestosa, Ubide, Ereño y Amoroto. A través de la empresa pública foral Garbiker y la startup vizcaína Hirisens se han implantado 40 sensores en otros tantos contenedores de estos municipios. Se han elegido estas localidades por tratarse de núcleos con baja población y en los que los contenedores se instalan de manera más dispersa.

En cada uno de los contenedores se va a colocar un sensor inalámbrico que recogerá datos sobre el nivel de llenado y la temperatura a la que se encuentra el depósito, además de informar sobre incidencias, como posibles incendios, vuelco, desbordamiento, obstrucción o fuga en los contenedores. Todos estos datos se monitorizan diariamente.

Mediante este sistema pueden optimizarse las rutas de recogida, ahorrando costes y reduciendo la huella ecológica del servicio de recogida de los contenedores.

Add a comment

*Please complete all fields correctly

Posts Relaccionados

Posted by aclimaadmin | 23 octubre 2020
Para la necesaria estrategia de recuperación tras las consecuencias del COVID-19 el Gobierno Vasco ha apostado por el sector medioambiental como palanca impulsora de oportunidades económicas y laborales. Se trata...
Posted by aclimaadmin | 16 octubre 2020
En el mundo actual, en el que la globalización es uno de sus factores más determinantes, las empresas necesitan apostar por la internacionalización y la innovación como ejes de su...
Posted by aclimaadmin | 02 octubre 2020
La reorganización política de las consejerías tras la formación del nuevo gobierno de Euskadi ha traído cambios significativos para el sector ambiental. Uno de los puntos clave es la creación...
X