Víctimas del cambio climático

Posted by aclimaadmin | 30/06/2023 | Aclima Blog

Los datos avalan lo que la población de Europa está viviendo o, mejor dicho, sufriendo: los riesgos meteorológicos, hidrológicos y climáticos registrados en el viejo continente causaron un total de 16.365 víctimas mortales y afectaron directamente a 156.000 personas. Es información que recoge la Base de Datos Internacional sobre Eventos de Emergencia (EM-DAT) del pasado año que especifica que cerca del 67% de los eventos está relacionado con inundaciones y tormentas, que ocasionaron la mayor parte de los datos económicos totales, unos 2.000 millones de dólares. Además, resalta que las olas de calor fueron las más graves en términos de mortalidad, ya que provocaron un exceso de 16.000 muertes.

Víctimas del cambio climáticoEl Parlamento europeo ha tomado buena nota de efectos extremos derivados de la crisis climática que cada vez es más evidente según estas y otras cifras y, ha dado el visto bueno a la creación de un Día Europeo para las Víctimas del Cambio Climático que se celebrará a partir de ahora cada 15 de julio. Una fecha que recuerda las inundaciones en Bélgica y Alemania del verano de 2021, en las que fallecieron más de 200 personas.

En su resolución, la institución comunitaria reconoce que cada vez son menos predecibles los fenómenos meteorológicos, que además amenazan la seguridad alimentaria e hídrica y favorecen la aparición y propagación de enfermedades infecciosas en todo el mundo. Al hilo de esto, el Parlamento apoyaba la urgencia de actuar contra la crisis climática y sus efectos además de pedir a la Comisión Europea el desarrollo de propuestas que calificó como ambiciosas.

Europa: situación en 2022

La base de datos de la EM-DAT aparecen en un informe elaborado por la Organización Meteorológica Mundial (OMM) y el Servicio de Cambio Climático (C3S) de Copernicus dado a conocer recientemente donde se resalta que Europa se calienta al doble de ritmo que la media mundial desde la pasada década de los 80 y que, de ir a peor los escenarios climáticos, el sur europeo podría presentar algunos de los mayores aumentos porcentuales a nivel global de temperaturas extremas superiores a 40 °C y del número de días seguido sin precipitaciones. El estudio basado en 2022 muestra que fue el año más cálido en Europa y donde se sufrió calor extremo, sequía y un buen número de incendios forestales. Además, resalta que en Europa la huella del cambio climático es evidente, entre otros datos poco halagüeños. Pero no todo son malas noticias porque la OMM y Copernicus consideran a las energías renovables como un rayo de esperanza de cara al futuro, ya que el pasado año, 2022, se generó más electricidad de este tipo que de combustibles fósiles por primera vez. Un trabajo que se centra en la energía y en cómo el incremento de los fenómenos meteorológicos extremos incide cada vez más en la oferta, la demanda y las infraestructuras del sistema energético europeo.

Este informe, que ya va por su segunda edición, se ha dado a conocer en tiempo con la celebración en la ciudad irlandesa de Dublín de la VI Conferencia Europea sobre Adaptación al Cambio Climático y persigue proporcionar datos adaptados a las necesidades específicas de cada región para que puedan mejorar sus estrategias de adaptación y mitigación, según sus promotores. Ambos advierten de que la variabilidad del clima y el cambio climático a largo plazo están incidiendo sobre el sistema energético, en cuanto a demanda como oferta y a su funcionamiento se refiere. En este sentido, la Unión Europea se ha puesto como objetivo alcanzar un consumo con renovables del 42,5% en 2030, casi el doble que en 2019 y en 2022 las energías eólica y la solar generaron en Europa el 22,3%.

Más informes

Europa registró en 2022 su verano más cálido de la historia y para países como Alemania, Bélgica, España, Francia, Irlanda, Italia, Luxemburgo, Portugal, Reino Unido y Suiza fue el año más cálido de su historia según los datos que recoge el documento antes citado. Y no es el único que aporta datos preocupantes porque un informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente recogido por los medios muestra que las condiciones climáticas extremas en Europa han matado, desde 1980 y hasta 2021, a cerca de 195.000 personas y causado pérdidas económicas de más de 560.000 millones de euros. Y todavía hay más documentos que avalan este progresivo deterioro, como el estudio Lancet Countdown 2022. La directora de este proyecto europeo Rachel Lowe, argumentaba que el cambio climático está impactando gravemente en la salud en todo el mundo y que la persistente dependencia global de los combustibles fósiles agrava estos daños. Por último, resaltar la investigación conjunta de la London School of Hygiene & Tropical Medicine (LSHTM) y la Universidad de Berna que muestra la contribución real del cambio climático con origen en el ser humano al aumento de la mortalidad como consecuencia del calor.

Pasos que se están dando

Después de todos estos datos aportados, la pregunta es: ¿se puede hacer algo? Si nos centramos en Europa, el 29 de noviembre de 2019, el Parlamento europeo declaró una emergencia climática y ambiental en Europa y a nivel mundial. Desde entonces se ha venido dando una serie de pasos para que el futuro sea más prometedor, entre ellos la adopción de la Ley Europea del Clima (European Climate Law), que obliga por ley a la Unión Europea a ser climáticamente neutra para 2050 y a reducir las emisiones netas de gases de efecto invernadero en al menos un 55 % en 2030. Esta institución europea también ha adoptado recientemente leyes clave como parte del Fit for 55 para llegar a ese objetivo.

Es una muestra de la apuesta de Europa por la sostenibilidad, la Economía Circular y el cuidado del medio ambiente y la biodiversidad. El reto del cambio climático, cuyos efectos negativos avalan los informes a los he hemos hecho referencia a modo de ejemplo, obliga a reflexionar de otra forma sobre la economía y sobre otras dimensiones sociales, ya que para luchar contra él es necesario abordar la doble transición, verde y digital, que derive hacia un modelo económico circular. En esta tarea se encuentra la Unión Europea que ha asumido el liderazgo mundial en la adopción de medidas para mitigar el calentamiento del planeta y así, la Comisión Europea ha anunciado una revisión de sus medidas para aumentar del 55 al 57% la reducción de emisiones para 2030 y asegurar la neutralidad climática del continente para 2050.

Posts Relaccionados

Posted by aclimaadmin | 23 febrero 2024
La moda es una industria en alza, entre 2000 y 2015 la producción de ropa se ha duplicado en el planeta, hasta superar los 100.000 millones de prendas anuales, y...
Posted by aclimaadmin | 16 febrero 2024
Euskadi es una de las regiones europeas a la cabeza en la adopción de políticas climáticas y que más promueve la transición energética y económica. Se ha logrado reducir en...
Posted by aclimaadmin | 09 febrero 2024
Europa quiere demostrar con hechos su intención de ser el primer continente climáticamente neutro del mundo para 2050 y está trabajando en fijar una reducción de emisiones del 90% para...