COP26 (Primera parte): urge acelerar la reducción de emisiones y ayudar a los países en desarrollo frente al cambio climático

Posted by aclimaadmin | noviembre 5, 2021 | Blog Aclima

El pasado lunes 1 de noviembre ha comenzado la 26.ª Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP26), que se extenderá hasta el 12 de este mes, y que reúne a representantes de alrededor de 200 países que debatirán la manera de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y mitigar los efectos del cambio climático. Todos los informes científicos alertan de que los esfuerzos llevados a cabo hasta ahora son insuficientes y que, de seguir igual, el mundo se enfrenta a una crisis climática sin precedentes, provocada por el aumento global de la temperatura en más de 2ºC. Por eso, se espera que en esta cumbre las autoridades globales acuerden recortes más severos de las emisiones, garanticen la financiación climática de los países pobres, regulen de manera más estricta el mercado de emisiones de carbono, y convenzan a los países emisores más reticentes de acelerar su transformación energética.

Con el Acuerdo de París, firmado en 2015, los dirigentes mundiales se comprometían a limitar el aumento de temperatura global al menos por debajo de los 2°C, y en 1,5°C en la medida de lo posible. La pandemia de la COVID-19 y su consecuente ralentización de la economía mundial acarreó una disminución de las emisiones de gases de efecto invernadero, pero esta mejora ha sido tan solo temporal y el planeta ha vuelto a los niveles de emisiones anteriores. Es por esto que se espera que la COP26 se convierta en un punto de inflexión para acelerar la reducción de las emisiones de GEI. Además, se abordarán otros temas relevantes, como la financiación de la transición climática en los países en desarrollo y la regulación del comercio de derechos de emisión de CO2.

¿Cómo llega el planeta a la COP26?

La preCOP que acogió hace unas semanas la ciudad de Milán sirvió para que los países anunciasen su voluntad de acelerar la descarbonización, pero esta declaración de intenciones debe ser llevada a la práctica mediante los compromisos que se espera que se alcancen en la Cumbre Climática de Glasgow.

Si bien la mayoría delos países desarrollados (responsables del 70 % de las emisiones de CO2) ya se han comprometido con la meta de lograr cero emisiones para 2050, sus acciones no son lo suficientemente rotundas para que este objetivo a medio plazo se vea como alcanzable. La Unión Europea lidera internacionalmente las políticas de descarbonización, y hace tiempo que anunció que sería neutralmente climática para 2050,objetivo sobre el que pivota todo el Green Deal, la estrategia de crecimiento económico sostenible impulsada por la Comisión Europea.  El Reino Unidotambién ha declarado que aspira a alcanzar las cero emisiones para 2050, con una reducción del 68% para 2030 y del 76% para 2035, así como descarbonizar el sistema eléctrico para 2035. Por su parte, Estados Unidos ha declarado que eliminará las emisiones netas de carbono para 2050, con una reducción del 53% en 2030, respecto a las de 2005. En la misma línea está Canadá, que desarrolla un plan para ser climáticamente neutral en 2050. Además, días antes del inicio de la COP 26 otros países como Corea del Sur, Australia, Brasile Israel también se han comprometido a descarbonizar sus economías para el año 2050.

Y las recientes declaraciones de los líderes de China y Rusia aumentan la esperanza en un futuro sin emisiones de GEI. El gigante asiático, que es el país que más GEI produce, ha anunciado que pretende alcanzar la neutralidad climática para 2060, y de igual manera Rusia,cuarto emisor del mundo, ha declarado su intención de  lograr la neutralidad en carbono antes de 2060, reduciendo sus emisiones un 79% para 2050. Por su parte, India, que recientemente se convirtió en el tercer mayor emisor de CO2 superando a la UE, ha anunciado que conseguirá la neutralidad climática en 2070. Japón, quinto emisor mundial de CO2,se propone reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero en un 46% para 2030, mientras que Nueva Zelanda reducirá sus emisiones un 50% en 2030, y Sudáfricatambién ha anunciado recortes en sus emisiones.

Científicos y ciudadanos, conscientes del riesgo climático

No es común que la opinión pública y las voces autorizadas de los expertos concuerden, pero respecto al cambio climático la postura tanto de los científicos como de la ciudadanía está en sintonía. Recientemente la ONU ha dado a conocer un sondeo en el que ha encuestado a 1,22 millones de personas de 50 países, sus resultados advierten que el 64% de la población mundial entiende el cambio climático como una emergencia, y el 59% considera que el mundo debe actuar urgentemente y emprender todas las acciones necesarias.

La Organización Meteorológica Mundial (OMM) ha comunicado que el pasado año se registró un nuevo récord de concentración atmosférica de CO2.En este sentido, los científicos avisan de que las emisiones de gases de efecto invernadero deberían caer un 55% antes de 2030 para evitar que el planeta se caliente por encima de 1,5 grados, aunquelos acuerdos firmados hasta la fecha tan solo contemplan una reducción de 7,5%, lo que acarrearía un aumento térmico global de casi tres grados para 2100. El Sexto Informe de Evaluación (IE6)del Panel Intergubernamental del Cambio Climático (IPCC) determina que el cambio climático es de origen antropogénico, que se está agravando, registrándose cambios que ya son irreversibles en siglos o incluso milenios y que, de no controlarse las emisiones, para 2040 podrían alcanzarse un incremento global de 1,5°C.

Además, cada vez es más patente el riesgo que la crisis climática supone para la salud humana y del planeta. Los expertos prevén que para 2050 cerca de 300 millones de personas podrían estar en riesgo por inundaciones. También un estudio recientemente publicado en la revista médica «The Lancet»analiza 44 indicadores de impactos en la salud directamente relacionados con la crisis medioambiental, y concluye que se están agravando. Por este motivo, más de 220 publicaciones médicas y científicas de todo el mundo publicaron en septiembre un editorial conjunto en el que piden a los líderes internacionales que tomen medidas urgentes para luchar contra la crisis climática, ya que se trata del principal riesgo futuro para la salud humana.

Euskadi en la COP26

Ya que el cambio climático es un fenómeno que afecta a todo el planeta, no basta con un abordaje de la problemática por parte de las autoridades estatales. Por eso, regiones, ciudades, organizaciones, empresas y otros agentes tienen su espacio en las Cumbres del Clima. En ese sentido, Euskadi dará a conocer en la COP26de Glasgow su modelo social, económico e industrial para estructurar la acción climática.

La Consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, acude a la COP26 para tomar parte del World Economic Forum, donde expondrá el compromiso de la región con una industria descarbonizada y sostenible. Además, presentará el caso vasco en las estrategias de energía offshore y del hidrógeno limpio en el encuentro oficial organizado por la DG Energía de la Comisión Europea.

Hay que recordar que Euskadi es una de las 22 regiones de todo el mundo que forman la “Alianza por la Ambición Climática” de la ONU, y participa además en Under 2 Coalition, la coalición de gobiernos regionales que tiene como objetivo lograr la mitigación de las emisiones de GEI, y en la alianza de regiones Regions 4, de la que ostenta la presidencia.

Add a comment

*Please complete all fields correctly

Posts Relaccionados

Posted by aclimaadmin | 12 mayo 2022
La necesidad de colaboración entre la administración pública y el sector privado es patente en el contexto en el que nos movemos. Las empresas necesitan financiación para mejorar su competitividad,...
Posted by aclimaadmin | 06 mayo 2022
Si bien el Pacto Verde constituye una apuesta decidida de la Comisión Europea por la descarbonización de la economía y la implantación sistemática de modelos circulares en la producción de...
Posted by aclimaadmin | 29 abril 2022
La ciudad es un ámbito imprescindible para avanzar en el cumplimiento de los ODS y asegurar un desarrollo sostenible en el que la resiliencia al cambio climático sea la norma....
X